El medio de comunicación de los Estados Unidos hizo un análisis del Gobierno de Nicolás Maduro, sobre cómo el mandatario ha dirigido servicios de seguridad para silenciar la oposición de Venezuela.

La editorial del pasado 29 de septiembre, The Washington Post mencionó “años de grave declive económico, ruptura de la democracia y un éxodo épico fuera del país”.

Le puede interesar: Presidente Petro se despide del boxeador Luis Quiñones con inédita foto del deportista

El Post, tras basarse en 471 entrevistas, aseveró que la imagen del Estado policial de Maduro, es “espeluznante”: el medio de comunicación asegura que se han cometido actos atroces para silenciar, sobre todo, castigos físicos.

“Fuertes palizas con bates y objetos punzocortantes; descargas eléctricas en partes sensibles del cuerpo; asfixia con sustancias tóxicas y agua; cortes y mutilaciones incluso en la planta de los pies y debajo de las uñas (…) violación con objetos; golpes y descargas eléctricas en los genitales; iluminación constante u oscuridad constante; calor extremo o frío extremo; alimentación forzada de heces y vómito; y amenazas de muerte y amenazas de violación a sus familiares”, reveló el Washington Post.

Recalcaron en el artículo que el responsable directo es Nicolás Maduro, pues aseguran que el mandatario es quien da las órdenes personalmente, nunca por teléfono o por escrito, al titular de la Dirección General de Contrainteligencia Militar para proceder en estos casos.

Sumado a esto, el tercer informe de la ONU referente a la situación de Venezuela dio a conocer el modus operandi y las estructuras jerárquicas de los organismos acusados de violaciones a los derechos humanos en ese país.

Le recomendamos leer: Putin anuncia la anexión de cuatro regiones ucranianas a Rusia: “Serán nuestros ciudadanos para siempre”

Concluyendo así que el gobierno de Maduro habría cometido delitos de lesa humanidad, asfixias, golpes y descargas eléctricas, entre los abusos habituales.