La mayor tienda minorista de armas en Estados Unidos anunció que dejará de vender fusiles de asalto y restringirá las ventas de armas a menores de 21 años tras los lamentables tiroteos ocurridos este año.

La empresa de equipamiento deportivo Dick’s Sporting Goods,  implementará más controles para la venta de armas.

John Paluszek, uno de los directores de esta compañía que cuenta con más de 700 tiendas en todo el país, señaló que entre las medidas está el retirar de sus estantes los cartuchos de munición de gran capacidad.

Esta no es la primera vez que la cadena hace cambios en su política de ventas. En 2012, tras la masacre en la escuela Sandy Hook, eliminaron la venta de fusiles de asalto, decisión que fue revocada meses después.

El anuncio se produce en medio del debate que surgió en Estados Unidos tras el sangriento tiroteo ocurrido hace dos semanas en una escuela de Florida, que dejó 17 muertos.

Este no es un hecho aislado. 19 escuelas y universidades han sufrido tiroteos este año y en las últimas horas, un profesor de la secundaria Dalton High School, ubicada en la ciudad de Dalton, fue detenido tras accionar un arma y atrincherarse en uno de los salones de clase en un hecho que no dejó personas heridas.