El debate de candidatos presidenciales, organizado por el diario económico Portafolio, en la sede de la Cámara de Comercio, mostró que los cuatro candidatos que asistieron tienen muchas coincidencias en temas económicos.

Atendieron la invitación Gustavo Petro, Iván Duque, Humberto de la Calle y Germán Vargas Lleras. Todos coinciden en que son necesarias e inevitables las reformas pensional, tributaria y fiscal; solo tienen algunas diferencias en la forma como aplicarían las tres reformas. Hubo gran afinidad política entre Petro y De la Calle, por un lado, y entre Germán Vargas Lleras e Iván Duque, por el otro.

Mauricio Reina, moderador de la reunión, analizó, ante un agente 001, que ninguno de los cuatro tiene el propósito de cambiar el modelo económico del país, pero sí tienen matices en la propuesta de la recuperación productiva del país. Consideró que Petro confirmó que no aplicará el modelo de expropiación, como algunos lo temen. Petro dijo que quiere que el crecimiento del país no dependa de la explotación minero-energética; los otros tres defienden el aprovechamiento de los recursos naturales, preservando el medioambiente.

Publicidad

Todos creen que una reforma pensional es indispensable, pero ninguno de los cuatro es partidario de aumentar la edad ni el monto de la cotización para las pensiones.

El debate mostró a Vargas Lleras y a Duque agresivos con Petro, a quien le atribuyen un programa de corte socialista chavista; Petro respondió diciéndoles a sus contradictores que ellos confunden la democracia con el socialismo, y defendió su modelo de lo que llamó justicia social, que según él es dar a los más pobres lo que no han tenido.

Varias veces Humberto de la Calle comentó que coincidía con Petro en sus propuestas sociales, aunque difieren las formas, y él mismo se declaró el presidente de los pobres.

Iván Duque atacó con dureza a Vargas Lleras, porque asegura que fue el copiloto de Juan Manuel Santos: «Los copilotos que hicieron caer el avión no pueden ser los que ahora traten de repararlo», dijo Duque.

Vargas Lleras se declaró como el candidato que tiene la experiencia, la capacidad y la gobernabilidad para dirigir el país en los próximos cuatro años.

Para los analistas, no hubo vencedores ni vencidos, todos dijeron más o menos lo mismo, con una que otra pulla, claro.