El mito de Donald Trump, el multimillonario que se hizo a sí mismo, tambalea tras revelarse un artículo que señala que el actual mandatario estadounidense amansó su fortuna a base de fraudes fiscales y la generosa ayuda de su padre.

El New York Times reveló en una rigurosa investigación de año y medio basada en más de 100.000 documentos financieros, como el presidente de Estados Unidos, habría aumentado la fortuna que comenzó a cosechar desde muy joven gracias a su padre, mediante cuestionables procedimientos fiscales.

El artículo desmiente el mito que ha creado Trump en torno a su riqueza, lograda según el mandatario gracias a un pequeño préstamo y su increíble habilidad para negociar; el texto señala que Fred Trump, su acaudalado progenitor le transfirió 413 millones de dólares durante más de tres décadas a través de sociedades falsas y transacciones estructuradas para eludir impuestos.

Trump padre le habría trasferido al menos 1000 millones de dólares a sus hijos, lo que les hubiera obligado a pagar impuestos de al menos 550 millones de los cuales solo se canceló un 5 %.

La noticia abre un nuevo frente de batalla en el terreno políticamente más peligroso para el presidente que es el tributario y podría obligarle a publicar su declaración de renta, algo a lo que se ha resistido desde que llegó a la casa blanca.