Ante la Sala Civil de la Corte Suprema de Justicia el exsenador Álvaro Ashton presentó una tutela mediante la cual pide que se suspenda el proceso que adelanta la Sala Penal en su contra por parapolítica.

En la acción judicial la defensa del excongresista afirma que se le está vulnerando su derecho al debido proceso toda vez que la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia ya no es competente para continuar conociendo de la investigación.

Para ello argumenta que mediante el Acto Legislativo 01 de 2018 se creó la doble instancia para los aforados, ordenándose así que se existan dos salas distintas para que se conozca tanto de la instrucción como del juzgamiento.

Señaló que bajo esa perspectiva la actual Sala Penal se “habilita, sin competencia para instruir, cerrar y calificar el mérito del sumario, mas acusar y juzgar a un aforado constitucional, sin respetar el derecho a la separación de la instrucción y el juzgamiento, a la doble instancia y al juez natural, con lo que  omite de facto dar aplicación al Acto Legislativo 01 de 2018 (…) forzando a través de su propia interpretación la constitución y arrogación de una de una competencia que no le corresponde”.

Agregó en la acción judicial que “los principios de legalidad, juez natural y doble instancia, no han sido garantizados al Senador Ashton Giraldo, a partir de la aprobación y promulgación del Acto Legislativo 01 de 18 de enero de 2018, cuya vigencia no tiene discusión y mediante el cual modifican los artículos 186, 234 y 235 de la Constitución Política, para garantizar elementos esenciales del debido proceso, como la separación de las funciones de instrucción y juzgamiento y el derecho a impugnar logrando la doble instancia”.

“La Sala Penal de la Corte, a pesar de haber dejado de ser la competente para investigar en primera instancia el caso, lo sigue haciendo, bajo su propia creencia de que debe y puede ejecutarlo hasta cuando entre en funcionamiento la Sala Especial de Instrucción y la Sala Especial de Primera Instancia” añadió.

Precisamente la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia está a punto de decidir si llama o no a juicio al excongresista por sus presuntos nexos con grupos paramilitares.

Publicidad

Ashton se encuentra actualmente recluido en la cárcel La Picota de Bogotá.