Yulissa Paola Corro Correa, es la joven de 23 años de edad muerta de un disparo, que estaba feliz con su embarazo de gemelos, cuentan sus familiares.

Los padres de la mujer responsabilizan a la pareja sentimental de ella, un venezolano, con quien residía en el barrio El Bosque, en el suroccidente de Barranquilla.

La víctima tenía seis meses de gestación y su familia se preparaba para la llegada de dos niños. Sin embargo, tras su muerte, el papá dijo haber conocido un secreto que su hija no le había contado, Yulissa era blanco de las agresiones de su pareja, un joven venezolano que conoció en el sector.

Lea también: Delincuencia desbordada: cada día roban a 61 usuarios de Transmilenio

“Él la maltrataba, pero él como tenía una pistola, la hija mía tenía temor de decirme a mí que él la golpeaba, porque él le decía a ella que como me dijera algo a mí, me iba a matar. Me iba a explotar. La hija mía por temor, no me decía nada a mí”, denunció, Giovanni Corro Ortega, Papá de la joven.

Los temores de Yulissa habrían desencadenando en esta tragedia que acabó su vida y la de sus gemelos.

“Sí la golpeaba y él fue el que la mató porque ellos estaban encerrados en el cuarto. Cuando yo llegué él se iba a ir, pero se aturdió y dijo vamos a recogerla, pero yo quedé en shock y no la recogí; un compañero mío la llevó. Él llevaba la pistola en la pretina, con la que la mató. Llegaron al hospital, el amigo mío la metió y él huyó”, relató, Ortega.

Quizás le interese: Petro me puso un abogado en solidaridad para que defendamos la democracia: Daniel Quintero

Hoy, en medio del dolor la familia de la joven, pide justicia, Yulissa vio frustradas sus intenciones de ejercer la carrera que estudió; auxiliar de enfermería.

El papá de la joven, dijo por último que, “él la golpeaba, le daba mala vida, pero ella tenía miedo de decirme las cosas porque él era muy guapo y tenía esa pistola, ya él le había pegado tiros a varios por aquí, y por temor de que no me hicieran un daño a mi, ella se quedaba calladita hasta que ayer me la mató”.