El comando general de la Fuerzas Militares confirmó que uniformados se encontraban adelantando operaciones ofensivas de registro y control en contra del Clan del Golfo, en la vereda Tanela, cuando fueron atacados por terroristas de ese grupo armado organizado ocasionándole la muerte al subteniente Andrés Felipe Cortes Díaz.

A la zona fueron enviados más uniformados con el objetivo de localizar la estructura criminal culpable del asesinato del oficial.

La institución lamentó la muerte del soldado y aseguró que mantiene los operativos en la zona para dar con los responsables.