En diálogo con RCN radio, el expresidente Álvaro Uribe Vélez habló sobre la resolución de acusación contra los exministros del Interior y de Justicia Sabas Pretelt de la Vega y de Protección Social Diego Palacio, y el exdirector del Departamento Administrativo de la Presidencia Alberto Velásquez, como probables coautores del delito de cohecho por dar u ofrecer dádivas a cambio de votos a favor para la reelección en 2004.

Uribe dijo que la justicia no debería de acusar a los exfuncionarios de su gobierno en base al testimonio de Yidis Medina.

“No se puede acusar a funcionarios probos sobre un testigo mentiroso. Esta señora –Yidis Medina- ha incurrido en muchas mentiras probadas… no solamente se violan las reglas de la crítica del testimonio, sino que se imponen las mentiras sobre gente honesta como Sabas Pretelt de la Vega y Diego Palacio”, sostuvo el expresidente colombiano. Y reiteró que no entiende “cuál es la razón para que acusen a estos funcionarios”.

El expresidente Uribe aseguró, sobre el caso de Luis Carlos Restrepo, que no se puede hablar de garantías cuando le dictaron medida de aseguramiento “no sólo por no asistir al proceso sino por no verificar si los desmovilizados eran guerrilleros o no… Él no entró en confianza, él conservo la distancia, él fue muy estricto…”.

Afirmó que no sabe dónde está el excomisionado de Paz y calificó como injusta la medida de aseguramiento en contra de Restrepo.

También opino sobre la salida de Viviane Morales de la Fiscalía y de su discurso de despedida. Para Uribe el discurso fue dedicado al exministro de Agricultura Andrés Felipe Arias y demostró que su exfuncionario es un ‘preso político’.

“… -Viviane Morales- mostró que estaba fallando con la pasión, con el corazón y no con las normas jurídicas”, agregó.

Uribe dijo que la Fiscalía quiere amedrentar a “la sociedad colombiana haciéndole pensar que están tomando decisiones ejemplares teniendo como chivos expiatorios a gente honesta…”.