La Unión Interparlamentaria admitió en Suiza una denuncia del expresidente Álvaro Uribe Vélez sobre supuesta violación de derechos en los procesos que adelanta en su contra la Corte Suprema.

Por eso, la ONG le requirió a la Corte que fijara una posición oficial.

Lee además: A la cárcel hombre señalado de participar en el asesinato de Osvaldo Muñoz en TransMilenio

Publicidad

Te puede interesar: Uribe alerta de «delegados» de Maduro que aspiran al poder en Colombia

Para la Corte Suprema la pretensión de la Unión Interparlamentaria constituye una presión y una advertencia inadmisible que amenaza la independencia judicial.

En una comunicación a la Cancillería la Corte Suprema de Justicia manifiesta que no fijará posición alguna frente al a Unión Interparlamentaria, en tanto no se trata de una actuación de un tribunal internacional de Derechos Humanos.