Por unanimidad, la Plenaria del Senado de la Republica acaba de aceptar la renuncia del miembro de esa corporación, Richard Aguilar.

El ahora exsenador fue detenido por orden de la Corte Suprema de Justicia en un expediente abierto por corrupción al haber, supuestamente, recibido millonarias coimas para entregar contratos de infraestructura entre las que se destacan la remodelación del estadio de fútbol de Bucaramanga.

 

Le puede interesar: Radican proyecto de ley que reglamenta la Región Metropolitana Bogotá – Cundinamarca

 

“Hoy con inmenso dolor me despido de este cargo para concentrarme en mi defensa y demostrar mi inocencia, porque se lo debo a cada uno de los colombianos que creyeron en mí, que he representado y por quién he trabajado incansablemente durante el ejercicio de mi vida pública”, afirmó Aguilar en su carta de renuncia.