Una organización que se define a sí misma como ambientalista taló los árboles de 6 mil metros cuadrados en una reserva y construyó en ella un cambuche para reclamar desde él su propiedad privada sobre la reserva. Qué Tal Esto.