Desde el miércoles 29 de junio, en San Pelayo, Córdoba, están celebrando la edición número 40 del Festival Nacional del Porro.

El cantante Peter Manjarrés tuvo contento al público hasta las 6 de la mañana del sábado 2 de julio cuando miembros del comité organizador les dio por retirarlo de la tarima.

Yo en ningún momento vengo aquí ni a abandonar el Porro ni la Alborada, yo vengo de corazón», dijo Manjarrés.

Defensores del porro querían que se fuera Manjarrés para darle paso a una banda musical de Chile.

Publicidad

Los asistentes quedaron tan tristes que hasta el exsecretario del Senado Emilio Otero, actual Contralor de Córdoba, tomó por el cuello a Peter Manjarrés. Otero quien perdió su sexta reelección en el Congreso por el escándalo de la reforma a la justicia donde él también intentó beneficiarse, se veía fuera de control y no se supo si quería que Peter Manjarrés se fuera o siguiera cantando.

Todos los detalles de los enfrentamientos sobre la emblemática tarima del complejo cultural del Porro María Varilla quedaron registrados en la cámara del portal de internet ‘La Lengua Caribe’.

La alcaldesa de San Pelayo, María Alejandra Forero, notó que los reporteros estaban trabajando y se incomodó. Se le acercó a José Jaime Pareja, el secretario de Salud de Córdoba que también es su tío, y algo le dijo que lo molestó.

«Le comentó algo que nosotros estábamos cubriendo, a partir de eso se transformó», indicó la periodista Shelly Brigith Camacho.

Y también su tío.

“Tú estás grabando aquí… Cuénteme. ¿Te parece malo lo que estamos haciendo, tratando de coordinar las cosas?», le dijo el Secretario.

«Al señor Secretario Departamental como que no le gustó que nosotros estuviéramos haciendo nuestro trabajo y se incomodó, intentó quitarme la cámara, me agredió, me empujó en una oportunidad y me pegó en el rostro en dos oportunidades”, contó la periodista.

Las bofetadas sonaron duro.

«Él lo que hace es tomar la cámara por el lente, enfocarme a mí y empujarme», dijo el camarógrafo Andrés Felipe Vargas.

Y agregó: «él intenta pegarme un puño, gracias a Dios los músicos estaban presentes y me jalaron».

Fue tan fuerte el ataque que los músicos interceptaron al agresor.

«Si no hubiese sido por ellos me hubiera agredido más fuerte», enfatizó la periodista.

La Alcaldesa, aparentemente perpleja por el mal comportamiento de su tío, se quedó quieta. Pero cuando reaccionó, se retiró.

«Rechazar ese tipo de conductas de cualquier persona y especialmente si es de un servidor público», aseguró Jorge Velasquez, presidente del círculo de periodistas de Montería.

El director de los periodistas agredidos cree que la Alcaldesa y su tío reaccionaron así porque sus reporteros habían publicado informes que no le gustaron a la mandataria.

“Esto motivó a la agresión a nuestros periodistas porque informamos de hechos sobre todo de la parte de la organización de una banda ‘Conmoción’ de Chile y fueron recibidos en un bus que no estaba en condiciones óptimas», indicó Víctor Arrieta, director de La Lengua Caribe.

Estos periodistas dicen que están cansados de que les peguen porque a su director lo atacó un Concejal de Montería en un concierto; a otro comunicador lo agredió la mamá de una candidata en el reinado de la ganadería, y a otro colega lo atacó el entonces Secretario de Planeación del departamento en un festival.