La provincia García Rovira en Santander, está conformada por 13 municipios, entre ellos Guaca y Málaga. En 1933, campesinos de Málaga decidieron construir con pico y pala esta vía para sacar sus productos agrícolas de la región. Fuera de los labriegos, a esta carretera de 120 kilómetros nadie más le ha hecho un arreglo, sin embargo, en los archivos de Planeación Nacional aparece como si hubiera sido pavimentada hace 40 años.

Para los habitantes de la región, esta carretera que une a la vereda Los Curos de Piedecuesta, con Málaga, nació muerta y así se quedará porque no se le ha visto futuro. Le han hecho cientos de estudios y nada que aprenden.

En 2012 se invirtieron cerca de 3.200 millones de pesos en “estudios” a los sitios críticos de la vía. En 2013 se firmó un contrato por 15.400 millones para mejoramientos de la carretera que nunca ha sido construida. Además el contratista incumplió. De los 120 kilómetros planeados, pavimentó solo 3, y de los 15.400 millones de pesos que recibió tuvo que devolver 10 mil… al tesoro nacional, es decir, la Provincia García Rovira se quedó sin esa plata.

Y para el 2015 se anunció otro contrato por 89.300 millones de pesos para mejoramiento de la misma carretera que nunca se ha construido.

Publicidad

Los garciarovirenses también están aburridos porque les dijeron que iban a construir tres puentes en los sitios críticos de la vía que nunca ha sido pavimentada.

El 12 de febrero de 2014 iniciaron las obras y hoy, faltando seis meses para entregarlas, la contratista española SACYR detuvo el trabajo porque supuestamente descubrió que el Fondo de Adaptación había hecho mal “los estudios” sin embargo Juan Carlos Gómez, funcionario del Fondo De Adaptación afirma que “los puentes sí eran construibles».

Esa platica también se embolató. Un agricultor de la zona llamado Jairo Lozano afirmó que “se están haciendo unas obras inconclusas».

El alcalde de Guaca, Jorge Lopez, dijo que «el contratista dejó prácticamente abandonada la obra».

El Fondo de Adaptación dice que la contratista española SACYR, la misma constructora que está ampliando canal de Panamá, es responsable de las demoras. «Desde que se firmó el acta de inicio SACYR empezó a argumentar que los diseños que nosotros como Fondo les habíamos entregado a ellos, no eran construibles», reconoce el funcionario.

Por su parte la multinacional SACYR responsabiliza al Fondo de Adaptación porque dice que hizo mal los estudios de la carretera.

Desde 2011, el Gobierno Nacional ha asignado cerca de 333 mil millones de pesos para la pavimentación de la vía que sigue inconclusa.

El presidente Juan Manuel Santos dijo: “He venido a cumplir con mi promesa. Para el 2014 García Rovira tendrá totalmente pavimentada la vía Curos – Málaga…”.

Han pasado 12 Gobernadores de Santander y a la carretera la siguen estudiando.