Tres semanas después de que Colombia ingresara oficialmente a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), el club de los países de las buenas prácticas, el Gobierno designó embajador en propiedad: la nueva embajadora de Colombia ante la OCDE es la exdirectora del Departamento Nacional de Planeación Gloria Alonso, quien desde hace un par de meses estaba en el servicio diplomático, ejerciendo como ministra consejera de la Embajada de Colombia en Francia.

En la práctica, se trata de una pequeña mudanza: la señora Alonso estaba radicada en París, sede de la OCDE.