El Juzgado 15 Laboral del circuito de Bogotá ordenó suspender el proceso de compra de 720 biblias destinadas a las capellanías de la Policía.

La decisión adoptada por el juez Ariel Arias se da al fallar una tutela de un ciudadano, quien alega que el contrato vulnera el derecho a la libertad de cultos y la neutralidad religiosa. El demandante sostiene que una compra de biblias no se puede financiar con recursos del presupuesto aportados por todos los ciudadanos, ya que no todos en nuestro país profesan la fe católica.

 

Vea también: Vacunas de Pfizer y Sinovac pierden eficacia contra sintomáticos, según estudio

 

Dice el juez en su fallo que esta compra es «inconstitucional», debido a que Colombia es un Estado laico que debe proteger en igualdad de condiciones a todas las religiones que se profesan en el país, sin tomar partido en favor de una de ellas, y agrega que tampoco se deben invertir recursos para la promoción de las creencias o símbolos de alguna religión en particular.

Por ahora, el contrato por $ 36 millones para la compra de biblias está frenado, pero todo indica que la Policía va a impugnar el fallo.