Para no creer: en un batallón del Ejército, los soldados en entrenamientos cantan contra la mujer.

En su columna del periódico La Patria de Manizales, la periodista y escritora Adriana Villegas escribió un comentario que tituló así: «No es broma, es violencia». Ella es vecina del Batallón Ayacucho y denunció que en los entrenamientos de los soldados de esa guarnición se entonan cánticos que incitan a la violencia contra la mujer, como el siguiente, que alcanzó a grabar con su teléfono celular:

«Un minuto antes de morir / escuché la voz de mi novia / que con voz de perra me decía: / “Si te mueres, se lo doy al policía”».

Los cánticos también contenían estrofas con alto contenido violento y lenguaje impropio para quienes, paradójicamente, tienen la misión constitucional de salvar vidas. Palabras que, por sí solas, son una agresión. Por ejemplo:

«Yo nunca tuve madre ni nunca la tendré, / si alguna vez yo tuve, con mis manos la ahorqué. / Yo nunca tuve novia ni nunca la tendré, / si alguna vez yo tuve, los ojos le saqué».

Ante la presión de organizaciones de mujeres de Caldas y Manizales, el Batallón Ayacucho expidió un comunicado en el que dice que: «Los términos usados en los cantos o animaciones referenciados no corresponden a ninguna instrucción o doctrina militar impartida dentro de la institución».

Aunque los mandos militares aseguran que estos cantos no forman parte de su doctrina, los vecinos del Batallón Ayacucho, como Adriana, llevan meses escuchándolos sin que haya ningún tipo de corrección.

Publicidad

Ojalá esta denuncia pública que ha hecho nuestra colega en La Patria y que recogemos con indignación sea corregida. ¡Ministro! ¡General Navarro! ¡General Zapateiro!