¿Cómo va el pleito entre la Contraloría y un precandidato presidencial?

No cesa el capítulo que enfrenta al precandidato presidencial Sergio Fajardo con la Contraloría de Carlos Felipe Córdoba por la billonaria sanción fiscal en el caso Hidroituango.

Aunque ya la sanción fiscal no existe, por el pago de $ 4,3 billones que efectuaron aseguradoras, el precandidato Fajardo presentó una queja disciplinaria contra la contralora delegada Juliana Velasco Gregory, funcionaria que lo sancionó en primera instancia y que cerró el caso Hidroituango el pasado 27 de enero. Fajardo advierte que la contralora Velasco presuntamente faltó a sus «deberes profesionales como abogada», pues «tergiversó las pruebas y mutó el contenido del acta 93 de 2009 de la junta directiva de Hidroituango».

Conozca más: Congreso de Nicaragua cierra universidad símbolo de protestas contra Ortega

La contralora Velasco Gregory también puso una queja disciplinaria contra Aracely Tamayo, abogada de Fajardo, luego de que la acusara de «alterar pruebas». Escribió lo siguiente:

«Sus aseveraciones temerarias, infundadas y carentes de sustento probatorio atentan no solo contra las normas procesales colombianas, sino contra sus deberes profesionales como abogada».