El elefante blanco de todos los lunes. Hoy hablaremos de la que sería la sede de la EPS Risaralda que funcionaría en Pereira. Esta es la triste historia.

En el lugar, inicialmente se había planeado construir las instalaciones del Instituto Departamental de Tránsito; esto fue descartado y entonces se decidió que allí operaría la EPS Risaralda, una de las primeras y más grandes entidades promotoras de salud del país. La obra está ubicada en la parte sur de la Avenida de Las Américas en Pereira. Ahí se puede ver la estructura esquelética y abandonada de un gran elefante blanco. La EPS Risaralda le compró a la Gobernación de Risaralda el edificio en construcción por $2.932.595.900 en el año 1997 y nunca se terminó.

 

Le puede interesar: Presunto detrimento por más de $45 mil millones en auditoría a la SAE

 

Por este y otros hechos, la EPS Risaralda fue liquidada en 1999 y algunos servidores públicos de la época fueron condenados. Hoy en día no se sabe qué pasará con este monumento al despilfarro; hoy es usado para albergar vehículos siniestrados o inmovilizados.