El elefante blanco de hoy, es el megaproyecto anunciado por la Empresa de Telecomunicaciones de Bogotá (ETB) donde operaría un innovador centro de manejo de datos.

Bogotá destinó $ 44.000 millones para la obra; sin embargo, el proyecto ya cumple seis años de abandono y según la Contraloría, se detectaron pérdidas por más de $ 18.000 millones. Con este proyecto, la ETB pretendía ofrecer mejores servicios a sus clientes y competir a las grandes compañías telefónicas del país; sin embargo, de la obra solo queda un predio de 6870 metros cuadrados ubicado en Puente Aranda, donde actualmente no se presta ninguno de los servicios prometidos en 2015.

 

Lea además: Por bloqueos, terminales marítimos de Buenaventura están llegando a su límite de capacidad

 

Además de la investigación de la Contraloría, la Fiscalía tiene en la mira a dos exdirectivos de la ETB, quienes tendrían relación con las irregularidades detectadas en tres contratos. Elefantes blancos que son más elefantes corruptos.