Durante la sesión de hoy en el Concejo de Bogotá se registró tremendo agarrón entre el secretario de Gobierno, Luis Ernesto Gómez, y varios concejales que estaban molestos con las excusas reiteradas del secretario Gómez para no conectarse con los debates virtuales.

Todo empezó cuando el secretario Gómez intentaba explicar sus ausencias. Decía que casi siempre se le caía la señal. Hubo concejales que en medio de la indignación hicieron hasta pancartas para protestar y cuando Gómez intentaba llamar a la solidaridad del Concejo en medio de la pandemia, se desató el segundo round.

(Texto del video: «Tengamos en estos momentos mucha más grandeza, de sus gobernantes y dirigentes, estamos entrando a las semanas más difíciles y más que críticas necesitamos solidaridad y no sabotaje».)

Al final le silenciaron el micrófono a Luis Ernesto y el pobre siguió hablando… Ábranme el micrófono… ¿Ya? ¡Bueno, ya!