En la Corte Suprema se inició el juicio a un magistrado del Tribunal de Cundinamarca.

Se trata del juzgamiento al magistrado Carlos Vargas, por presuntamente manipular sentencias judiciales de su despacho. Fue acusado por la Fiscalía de haber recibido más de cuatrocientos millones de pesos para fallar a favor de empresarios en millonarios pleitos, que eran asesorados por su presunta socia, la abogada Kelly Eslava. Pese a que el magistrado buscaba una negociación con la Fiscalía, cuando se iba a concretar el acuerdo el togado decidió retractarse, por lo que el caso se fue a juicio.

 

Conozca más: Ciberataque a red de oleoductos en EE. UU. genera temor de escasez de gasolina

 

Sin embargo, su exsocia, la abogada Eslava, sí decidió colaborar con la Fiscalía e incluso declararía en contra del magistrado.