El Ministerio de Justicia prepara los lineamientos para dar seguridad y garantizar autenticidad en los documentos electrónicos y en las firmas digitales.

Con esa norma, el Gobierno busca un adecuado funcionamiento de las entidades estatales del orden nacional, departamental y municipal, ahora que la mayoría de funcionarios y contratistas trabajan desde sus casas.

Se trata de que cada autoridad debe adoptar las medidas internas necesarias para garantizar la seguridad de los documentos que se expidan.

Dice claramente el ministerio que el uso de firmas mecánicas, digitalizadas y escaneadas es una medida temporal.

En él trabajan actualmente 1.198.000 servidores, incluidos uniformados y docentes, y 231.900 contratistas.