Los votantes aprueban abrumadoramente medidas contra el prohibicionismo al consumo de drogas; cinco estados acaban de aprobar medidas para legalizar la marihuana: Nueva Jersey, Arizona y los tradicionalmente republicanos Montana, Dakota del Sur y Misisipi; con estos, ya son 15 los estados norteamericanos que despenalizaron la marihuana.

Pero además, hubo una gran sorpresa: Oregón se convirtió en el primer estado en legalizar las llamadas drogas duras; por abrumadora mayoría, los ciudadanos de este estado aprobaron tres medidas que permiten a los mayores de 21 años la compra, el porte y el consumo de heroína, metanfetaminas, LSD y éxtasis.

Y también, una norma que ordena la creación de un programa de tratamiento para la adicción a las drogas financiado con los ingresos fiscales de la marihuana.

Es la propuesta de los expresidentes Gaviria, de Colombia; Cardoso, de Brasil, y Zedillo, de México: regular el consumo para tratarlo como una enfermedad y no como un crimen.