La Sociedad de Activos Especiales, entidad encargada de administrar los bienes decomisados a la mafia, adelantó una purga entre los administradores que manejan estos inmuebles.

Se descubrieron casos en los que administradores llevan hasta diez años manejando propiedades y sociedades decomisadas a la mafia sin generar un solo peso de rentabilidad. Fueron removidos varios depositarios de fincas, inmuebles y numerosas sociedades activas.

El director de la SAE, Andrés Ávila, anunció además un cambio en el modelo de administración de los bienes de la mafia: ya no se entregará el manejo a una sola persona; se designará una especie de junta directiva para que administre cada uno de los inmuebles y así evitar nuevos casos de corrupción.

Publicidad

Parecería que por fin van a utilizar adecuadamente los centenares de bienes incautados al narcotráfico.