Los presidentes del Senado, Arturo Char, y de la Cámara, Germán Blanco, emitieron una resolución con la cual se conforma una mesa conjunta para crear las condiciones de bioseguridad que garanticen a la mayor brevedad las sesiones presenciales en el Congreso de la República.

Esta mesa estará conformada por las direcciones administrativas de ambas corporaciones. Tendrá el objetivo prioritario de adelantar las gestiones administrativas necesarias para crear las condiciones que permitan que el Congreso retome sus actividades en forma presencial, atendiendo los requisitos de bioseguridad para garantizar la salud de los congresistas.

La presión sobre los presidentes de las Cámaras del Congreso es muy alta por parte de la oposición, pues consideran que seguir en la virtualidad es dejarle la puerta abierta al Gobierno y según ellos, acabar con el equilibrio de poderes y el control político por parte del legislativo.