Los 170 municipios que más han sufrido el rigor de la guerra en Colombia empezarán a recibir el adelanto de las regalías contemplado en el presupuesto bianual del Sistema General de Regalías del país.

Esos recursos ascienden a $ 2,1 billones. Son 32.000 iniciativas que serán canalizadas por medio de los llamados OCAD Paz (órganos colegiados de administración y decisión), que estarán desplegados por los municipios PDET, es decir, los de planes de desarrollo con enfoque territorial.

Dentro de estas poblaciones se encuentran municipios como Briceño, Cáceres, Caucasia y Tarazá, en Antioquia; Argelia, Toribío y Corinto, en el Cauca; El Tarra, Tibú y Hacarí, en Norte de Santander; Roberto Payán, El Charco y Barbacoas , en Nariño, entre otras poblaciones que han sido escenario de masacres y desplazamientos.

Las obras comprenden infraestructura social y comunitaria, infraestructura vial y servicios públicos, y los campesinos de estas regiones tendrán asegurada la compra de sus productos.