Vean las cosas que solo pasan en nuestro querido país.

El reconocido jurista Fernando Amaya, de 66 años, podría pagar una pena de nueve años de cárcel por haberle disparado a un hombre que rompió un vidrio de su vivienda para ingresar a la propiedad, en mayo de 2019.

La herida causada al ladrón fue menor; sin embargo, la Fiscalía le imputó al abogado el delito de porte ilegal de armas, pues la pistola con la que disparó estaba a nombre de su padre ya fallecido.

La audiencia preparatoria de juicio se realizará el 18 de enero de 2022.

¡Para ver y no creer!