Hace algunos días, el Gobierno expidió una resolución que fija las pautas para que los integrantes de bandas criminales que se sometan a la justicia entreguen el dinero que poseen.

La norma obliga a todos los miembros de bandas criminales a depositar su dinero en una sola cuenta bancaria sin ningún tipo de beneficio económico; es más, quienes depositen sus recursos en la cuenta bancaria, no podrán realizar operaciones con esos dineros por más de diez salarios mínimos, es decir, $ 7.800.000. Esa limitación tendrá una duración de diez años.

Los integrantes de bacrim que acepten esas condiciones pueden aspirar a una rebaja de penas y al beneficio de libertad condicional.