Ocho comunidades indígenas y dos afrodescendientes ahora podrán encontrar las decisiones más importantes del Consejo de Estado, sobre todo en materia de protección de derechos fundamentales, traducidas a su idioma.

El proyecto liderado por la presidenta de la corporación, Lucy Jeannette Bermúdez, tiene como objetivo que estas personas puedan leer sentencias de tutela, laborales o reparaciones por daños ocasionados por entidades del Estado en su lengua nativa, pues muchos de ellos no saben castellano. Entre las lenguas indígenas están la kogui de la Sierra Nevada, la tatuyo del Vaupés, la nasa yuwe del cauca y la kamentsá del Putumayo; las dos afrodescendientes son creole y palenquero.

Las sentencias se podrán encontrar a partir del año entrante. Gran reconocimiento de derechos a nuestros indígenas.