La más prestigiosa universidad de Administración Pública toma una histórica decisión: los 16.000 estudiantes de la Escuela Superior de Administración Pública (ESAP) acaban de recibir Navidad anticipada.

Todos los estudiantes recibirán un descuento del 50 % en el valor de las matrículas para el próximo semestre. La decisión fue tomada por el consejo directivo de la ESAP tratando de evitar que los alumnos abandonen sus estudios en esta época de crisis por el coronavirus. En la ESAP, se estima que diez mil estudiantes son de estratos uno y dos, y, de hecho, la mayoría de ellos depende de lo que sus familias y ellos mismos puedan ganar en el día a día.

La única condición para acceder a ese beneficio es que el estudiante no esté recibiendo apoyo económico dentro de algún programa de ayuda público o privado.