La Procuraduría abrió indagación contra el saliente director del Instituto Nacional de Medicina Legal, Carlos Valdés.

El médico Javier Oviedo, presidente del sindicato, denunció que hubo irregularidades en los análisis forenses del caso del fallecido exauditor de la Ruta del Sol Jorge Enrique Pizano. Los sindicatos aseguran que Medicina Legal no tiene las herramientas para detectar muestras de cianuro en restos humanos conservados con formol, como ocurrió en el caso de Pizano. Sin embargo, Valdés asegura que la entidad sí cuenta con la tecnología para realizar este tipo de estudios y sostiene que hubo total transparencia en los análisis forenses.

La Procuraduría analiza tanto la versión del sindicato como la del exdirector de Medicina Legal.