¡Es para no creer! Paradójicamente, Álvaro Uribe Vélez será suspendido como senador por la aplicación de un artículo de la Constitución que él mismo promovió en el Congreso cuando era presidente de la República.

El acto legislativo 001 de 2009, bandera de la administración Uribe, se le aplicará a él mismo. Un parágrafo de esa ley dice en su artículo 134: «Constituyen faltas temporales, que dan lugar a reemplazo, la licencia de maternidad y la medida de aseguramiento privativa de la libertad».

Además, el reglamento del Congreso ordena la suspensión de la función del congresista que haya sido objeto de una decisión judicial en firme. La decisión la estudia la Comisión de Ética.

Y otra paradoja: la suspensión deberá ser ordenada por el presidente del Senado, Arturo Char, gran amigo del expresidente.