El joven estadounidense Kyle Rittenhouse, que mató con un rifle semiautomático a dos personas e hirió a una tercera al margen de las manifestaciones antirracistas en agosto de 2020 en el estado de Wisconsin, fue absuelto este viernes al cierre de un juicio muy seguido en Estados Unidos.

Los doce jurados declararon a Rittenhouse, un joven blanco de 18 años, “no culpable” de las cinco acusaciones que pesaban en su contra, incluyendo asesinato, en el cuarto día de sus deliberaciones.

Mire más: Revelan vídeo de persecución a delincuentes que protagonizaron balacera en Bogotá

Rittenhouse, que se enfrentaba a una pena de cadena perpetua, afirmó haber actuado en defensa propia.

Mientras se leía el veredicto, sollozó antes de salir rápidamente de la sala del tribunal.

Mira también: Destituyen al director de escuela de Policía de Tuluá, tras recrear escenas alusivas al periodo nazi

El juicio, indicativo de las divisiones en la sociedad estadounidense por el uso de armas, el derecho a la autodefensa y el movimiento antirracista Black Lives Matter, fue ampliamente difundido en el país, y el fallo era esperado con cierta inquietud.