Toda una polémica por contaminación en el aire, desató un granjero de Berkshire, al oeste de Londres, tras encontrar excrementos en su propiedad.

Según el hombre, estaba descansando en su granja cuando una horrible “basura” cayó a su predio desde un avión.

Eran puras heces humanas y orina”, dijo el sujeto a medios locales.

 

Te puede interesar: Seis países hicieron lobby para alterar informe clave sobre cambio climático

 

Los hechos, aunque ocurrieron en julio, hasta ahora salieron a la luz pública.

Todo el jardín, las sombrillas y el suelo, terminó cubierto con excrementos”, relató el granjero.

Las declaraciones del habitante de Berkshire generaron todo un debate sobre cómo un avión puede desechar en el aire los excrementos de la tripulación.

 

 Mira también: Talibanes decapitaron a una jugadora de voleibol y publicaron imágenes del crimen

 

Afirmación cuestionada por las autoridades aéreas de Inglaterra, que indican que los aviones vacían los contenedores de heces solo cuando están en tierra.

La Autoridad de Aviación Civil británica afirmó a la cadena BBC que aunque desestiman la denuncia, se investigará el caso dado que eventos similares se presentaron a inicio de año.