Según un estudio realizado en el mundo, estornudar más de lo habitual puede ser un síntoma de coronavirus en personas que están vacunadas contra el covid-19.

Los datos de un estudio realizado por la compañía ZOE y el King’s College London, resaltan que aunque las vacunas contra el covid ayudan a controlar la pandemia, no proporcionan una protección del 100 %. De esta manera, destacan que los principales síntomas del virus es la pérdida del olfato, tos, fiebre, dolores de cabeza y fatiga.

Publicidad

Mire además: Colombia rechaza la detención de más de veinte líderes opositores en Nicaragua

Sin embargo, los investigadores han descubierto que estornudar mucho y “sin explicación”, podría ser un “signo de infección” más común en las personas inoculadas.

“Curiosamente, nuestros datos muestran que las personas que habían sido vacunadas y luego dieron positivo por covid-19 eran más propensas a reportar estornudos como síntoma en comparación con aquellas que no habían recibido un antídoto”, señalan los investigadores.

Podría leer: Las claves de la estrategia de seguridad pública que presentará Biden

Por ello, los autores del estudio sugieren que, para las personas que han sido inmunizadas y tienen un estornudo frecuente sin una explicación, se deben realizar la prueba de covid-19 y aislarse.

Asimismo, indican que este es un síntoma “clave de propagación del virus” y recuerdan cubrirse con un pañuelo de papel o la parte interior de su codo “para minimizar la propagación de las gotitas”, de igual forma, resaltan evitar tocarse los ojos, la nariz y la boca hasta que se lave las manos.