El Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF) investiga la denuncia ciudadana sobre el presunto abuso sexual del que habrían sido víctimas tres niñas atendidas en un Hogar Comunitario, ubicado en Pereira, Risaralda.

Conocido el caso, el ICBF ordenó el cierre inmediato de la unidad de servicio y la reubicación de todas las niñas y niños a otro Hogar Comunitario del mismo municipio, con el fin de garantizar su seguridad.

 

Lea más: Mamá le organizaba fiestas a su hijo de 15 años y sus amigos para obligarlos a violar mujeres

 

Un equipo del Centro de Atención Integral a Víctimas de Violencia Sexual (CAIVAS) adelantó las valoraciones respectivas para iniciar los procesos de restablecimiento de derechos de cada una de las niñas, de tal manera que puedan recibir toda la atención médica y psicosocial requerida.

Asimismo, el ICBF aseguró que el equipo élite Guardián de la Niñez se trasladó al lugar para hacer el acompañamiento a todos los beneficiarios del Hogar Comunitario, realizó las entrevistas al talento humano de esa unidad para establecer responsabilidades y continuará apoyando la investigación penal de la Fiscalía y toda la información requerida.

 

Vea también: Víctima no se dejó atracar y mató a dos ladrones en Cali

 

De acuerdo con el ICBF, el grupo Élite Guardián de la Niñez y la Adolescencia, es un equipo interdisciplinario y especializado en la identificación de riesgos y signos de alerta ante situaciones de violencia contra los niños, niñas y adolescentes al interior de las unidades de servicio en todas las modalidades de atención del Instituto.

“Este equipo está constituido por 16 profesionales expertos y altamente calificados y especializados en las áreas de la psicología clínica, forense y un profesional jurídico y operará en todo el país”, precisó el ICBF.

 

Podría leer: Grave accidente en Chaparral, Tolima: al menos cinco muertos y 20 heridos

 

Por su parte, la directora regional del ICBF en Risaralda, Claudia Patricia Serna dijo que situaciones como esta que comprometen a niños y niñas bajo el cuidado de unidades de servicio del Instituto, obligan a tomar las medidas contempladas en los lineamientos técnicos, “con el fin de garantizar el bienestar de todos los niños y niñas beneficiarios”.