Jóvenes encapuchados convocados por redes sociales, se concentraron en la calle 17 y luego se trasladaron a la antigua sede de la Escuela de Policía Antonio Nariño. Allí lanzaron bombas incendiarias contra el inmueble. El grupo Esmad intervino para enfrentar a los jóvenes.

“Se reunieron aproximadamente 200 personas. Se movilizaron hasta lo que es la antigua Escuela de Policía Antonio Nariño. Allí comenzaron a lanzar objetos contundentes, lanzaron bombas molotov hacia las instalaciones“, indicó el comandante de la Policía Metropolitana de Barranquilla, el general Diego Hernán Rosero.

Publicidad

Podría interesarle: El abecé del etiquetado en la comida chatarra

Por ello, “hay la necesidad de intervenir. Esta situación se prolongó por algunas horas. No hay personas capturadas, pero tampoco actos de vandalismo sobre el sector comercial”, precisó el general Hernán.

En el lugar, varios vehículos fueron vandalizados.

Lea también: Cae peligrosa red dedicada al tráfico de migrantes con amplía operación en el país

Una persona, que de manera desprevenida llegó en su vehículo sin saber que allí se estaba presentando estos actos por parte de estos sujetos, le lanzaron algunas piedras. Gracias a la acción del Esmad, protegieron a esta persona. La subieron a su vehículo y lograron sacarlo de esta situación”, aseguró el comandante de Policía.

El general Rosero cuestionó que pese a que no son convocatorias de centrales obreras, algunos jóvenes persistan en este tipo de manifestaciones.

Conozca más: Récord de desplazados en el mundo por guerras y crisis, según la ONU

“Lo que observamos en el día de ayer fue simplemente unos sujetos con toda la intención de hacer daño (…) Prepararon bombas molotov, utilizaron los escudos y de manera permanente hicieron lanzamiento de estos elementos contundentes, bombas molotov y papas explosivas contra las instancias policiales“, puntualizó el general Rosero.

Dos árboles que estaban en la rotonda de la calle 17 fueron incendiados.