Corferias se convirtió en un mega hospital en el primer pico de la pandemia, se adecuaron más de 2 mil cubículos para aliviar la congestión hospitalaria, pero solo se usaron 274 camas, es decir, el 13% de la capacidad instalada.

La Contraloría investiga un presunto detrimento patrimonial por habilitar un mega hospital que permaneció desocupado la mayoría del tiempo.

Te puede interesar: Fenalco advierte incremento del 35 % en útiles escolares

Estamos investigando el contrato suscrito por la subred centro oriente con Corferias por un presunto detrimento que supera los $3.900 millones”, aseguró Andrés castro, contralor Distrital.

La Subred Centro Oriente habría suscrito el contrato con estudios previos inadecuados e imprecisos y falta de medidas contractuales que contrarrestaran la baja ocupación de pacientes en Corferias”, advirtió la concejal Heydi Sánchez quien en un debate de control político le pidió al organismo de control revisar el contrato.

Mira también: Este año no habrá corridas de toros en Bogotá, licitación se declaró desierta

En la época en que estuvo en funcionamiento el hospital transitorio se atendieron 515 pacientes, con una apropiación final de $20 mil millones, lo que significa que cada paciente atendido en Corferias le costó al Distrito casi $39 millones.