Las fuerzas de seguridad abatieron este miércoles a un joven en Fra (este de Francia) después que matara a cinco miembros de su familia reestructurada, indicaron a la AFP fuentes próximas al caso.

El sospechoso se había atrincherado armado con un fusil y una catana el martes por la noche en una vivienda de Douvres, que los gendarmes (policías) allanaron en la madrugada del miércoles, precisó una de las fuentes.

Lea también: Maduro afirma que quiere “unidad y paz definitiva” con Colombia

“Los negociadores intentaron ponerse en contacto con él durante toda la noche, en vano”, agregó.

Cinco miembros de la familia recompuesta del presunto autor de los hechos fueron hallados muertos en el interior. El detalle de los vínculos familiares no se precisó por el momento.

Lea más: “Llegó el momento del cambio”: Agmeth Escaf el representante de la cultura en el Congreso

La familia residía en esa casa desde julio de 2020 y “empezaba a integrarse en el pueblo”, según el alcalde, Christian Limousin.

El sospechoso tenía 22 años y trabajaba en una empresa de comida rápida en una ciudad vecina, indicó una persona que conocía a la familia.

Podría leer: OMS advierte que los casos globales de COVID se han duplicado en seis semanas

Tania, gerente de la cafetería de esta localidad de unos mil habitantes, dijo que los gendarmes le pidieron en la mañana no abrir el local y que “la madre de una de las víctimas la llamó porque no lograba hablar con su hija desde ayer”.

Esta tragedia representa una de los asesinatos familiares más sangrientos de Francia en los últimos años. En octubre de 2020, un hombre mató a su esposa, sus dos hijos y dos sobrinos en Noisy-le-Sec, al noreste de París.